Idheas Litigio Estratégico en Derechos Humanos AC

 

Solicitamos a la ONU emitir un llamamiento urgente al Estado mexicano sobre la situación de la fosa común irregular en Jojutla, Morelos

  • A casi 4 años de las exhumaciones continúan sin ser identificados 84 de 85 cadáveres recuperados
  • La fiscalía de Morelos ha incurrido en desaparición forzada en al menos dos oportunidades
  • La FGEM debe rendir cuentas sobre la situación de la fosa común irregular y los procesos de identificación

El día de hoy IDHEAS, Litigio Estratégico en Derechos Humanos A.C., Regresando a Casa Morelos A.C. y la Federación Internacional por los Derechos Humanos (FIDH) solicitamos al Grupo de Trabajo sobre Desapariciones Forzadas o Involuntarias de la ONU emitir un llamamiento urgente hacia el Estado mexicano para que la Fiscalía General del Estado de Morelos (FGEM) rinda cuentas sobre la situación de la fosa común irregular de Jojutla, Morelos; las actividades irregulares durante la primera fase de exhumación y la falta de resultados en la identificación de los cuerpos recuperados.

La comunicación enviada a la ONU se deriva de la circunstancia excepcional de inacción de la FGEM, cuando están por cumplirse cuatro años de las exhumaciones –realizadas entre abril y mayo de 2017– sin que haya avances en las investigaciones e identificación de las personas.

En 2015 familiares de personas desaparecidas denunciaron la existencia de una fosa común irregular en la colonia Pedro Amaro, en el municipio de Jojutla, Morelos. En la primera fase de exhumaciones fueron recuperados 85 cuerpos, entre los que se encuentran cadáveres con ropas, cadáveres de menores de edad y cadáveres de mujeres con signos de tortura. A la fecha sólo uno ha sido identificado.

Quienes suscribimos la comunicación expresamos nuestra preocupación por las irregularidades en las que ha incurrido la fiscalía estatal en el manejo de los cuerpos y la conservación de la evidencia; la FGEM ha incurrido en desaparición forzada en al menos dos oportunidades: la primera, al disponer los cuerpos en la fosa común irregular de Jojutla; y la segunda, al inhumar nuevamente los cuerpos exhumados en el Panteón Jardín de los Recuerdos y no en frigoríficos, como debía preservarse la cadena de custodia de la evidencia forense.

Además, no existen procesos claros que permitan la identificación de los 85 hallazgos, afectando seriamente los procesos de búsqueda de personas desaparecidas y aumentando la incertidumbre de las familias que esperan resultados.

El llamamiento urgente tiene por objeto que el Grupo de Trabajo:

  • Exija que la FGEM demuestre las acciones llevadas a cabo para la identificación de los cuerpos en calidad de desconocidos en el estado de Morelos (más de 200 hallados en las fosas comunes irregulares de Jojutla y Tetelcingo, y casi 500 cuerpos no identificados que se encuentran en los servicios forenses)
  • Solicite a la fiscalía estatal un plan de exhumaciones para identificar cuántas fosas comunes irregulares existen, dónde están y cuál ha sido la participación de las autoridades en su funcionamiento. Todo esto con la participación de familiares y colectivos de familias desaparecidas
  • Exhorte a autoridades estatales y federales a la construcción prioritaria de un Centro de Identificación Humana dotado de herramientas tecnológicas para llevar a cabo los peritajes científicos necesarios

Las familias pedimos ante el Grupo de Trabajo la celeridad necesaria para dar sepultura a nuestros familiares y ayudar a otras familias a encontrar a los suyos; nuestro duelo hoy se encuentra incompleto al estar en la incertidumbre de no saber si nuestros seres queridos se encuentran entre los hallazgos de la fosa de Jojutla.

Consulta aquí la comunicación

Contacto de prensa: comunicacion@idheas.org.mx, 55 2106 2332

Este artículo fue etiquetado como:

Documento sin título